thumb
 25/04/2019

Titulares:

Estudiantes de la Fundación La Salle
Queman cauchos para exigir ajuste salarial a profesores

A A
Un numeroso grupo de estudiantes de la Fundación La Salle de Ciencias Naturales, ubicada en Punta de Piedras, protestaron la mañana del día de ayer para exigir un ajuste salarial a los profesores que hacen vida en el campo universitario, pues a raíz de las promesas incumplidas por el personal directivo los profesores decidieron no impartir sus horas académicas.

Los jóvenes también realizaron la manifestación para rechazar las pésimas condiciones en las que están estudiando. En la entrada de la institución quemaron cauchos y colchones para llamar la atención de las autoridades universitarias, de quien indican que no cumplen las promesas ofrecidas.

"Exigimos los pagos de las horas académicas y un aumento en sus homologaciones tantos salariales como de beneficios. Los profesores han decidido no dar clases hasta que les cumplan lo que piden. Por eso los estudiantes tomamos estas acciones, nos vemos afectados porque no estamos recibiendo clases, nos estamos atrasando más", estas fueron las palabras de Mariana Moncine, estudiante de 5° semestre de administración.

Señalan que el pasado jueves los estudiantes, profesores y directivos realizaron una reunión de la que salieron a relucir muchas promesas, "no cumplen nada, estamos desde el 2008 con el mismo cuento y no hemos llegado a nada", dijo el estudiante José Rivas.

En la reunión -agrega Rivas- se dijo que le iban a aumentar a los profesores la hora en un 15%, un profesor de La Salle cobra la hora en 11,50 bolívares. El que vive en La Asunción tiene que pagar tres pasajes para llegar aquí y ¿cómo hacen con ese sueldo? Ellos están aquí por puro amor, pero ya se cansaron.

"Aquí hay profesores que tienen más de 20 años contratados y tienen la hora a 7 bolívares. Queremos que la junta directiva de La Salle nos haga frente y hoy tomamos la calle porque las aulas quedaron vacías, los profesores no van a dar clases porque no tienen una buena remuneración. Nosotros queremos estabilidad en nuestras aulas de clases", exigió la estudiante Marfre Romero.

AUMENTAN MATRÍCULA
Del mismo modo, Romero indicó que constantemente le aumentan la matrícula, lo que para ellos es injusto. Pues señala que no sabe a dónde va tanto dinero que le entra a la fundación.
Al respecto, Darwin Rodríguez, dijo: "Queremos saber a dónde va el dinero que está destinado a la universidad, porque la estructura está malísima. Tanto el presidente de la fundación, que dirige desde un escritorio en Caracas, y el director de la universidad nos deben dar respuestas", agregó.
Para finalizar, los estudiantes exigen un salario justo a los profesores, mejoras en las planta física y seguridad, “si no se nos tiene una respuesta mañana vamos a tomar otras medidas, este es el comienzo de nuestra lucha”; dijo para finalizar Romero.
Recuadro

HABLA EL DIRECTOR
El equipo de prensa pudo dialogar con el director del centro, Omar Jiménez, quien expresó que han tenido bastantes inconvenientes con el presupuesto, "nosotros somos una fundación subsidiada por el Estado quien en forma regular y consecuente nos proporciona una contribución que actualmente es de 17 mil bolívares fuertes para todos los campos de la Fundación La Salle. Es algo insuficiente y el ministerio lo sabe", enfatizó.

Durante su intervención, también mencionó que la misma institución internamente ha hecho unos reajustes tanto de activos, de pasivos y de propiedades con lo que se ha logrado tener un poco de recursos que le dan oxígeno a la fundación.


"La hora de los profesores sigue siendo muy baja, porque la base era muy baja. En la reunión llegamos al acuerdo de mejorar esa situación de la fundación, con la esperanza de un posible estudio para un aumento posteriormente. Lo que dicen los alumnos es cierto, antes la matrícula era de 150 a 200 bolívares pero ya que no tenemos esos subsidios para la educación que merecen ellos y pagarle a los profesores, nos hemos visto en la penosa necesidad de aumentar la matrícula a los que ingresan", argumentó Jiménez.
En la actualidad sólo 36 profesores permanecen en la fundación, cuando en años anteriores llegaban a 140. "Los profesores dijeron que no estaban conformes con su sueldo, ellos dicen que están renunciando pero yo no tengo una denuncia en mis manos", finaliza el director.
Destacado

PROFESORES CANSADOS DE PROMESAS
El profesor Cinecio Rivas, quien lleva 14 años en la institución, manifestó que los profesores decidieron no dar más clases hasta tanto no les paguen por lo menos 25 bolívares la hora, “porque estamos cansados de promesas, promesas y más promesas… le acabamos de pasar una carta al ciudadano director donde le exigimos el 150% de aumento y aún así no llegamos al salario mínimo. Pedimos que se acabe la mamadera de gallo que tienen con nosotros”, dijo.
Asimismo, dio su opinión la profesora Ana Velásquez: "Mañana se le hará llegar formalmente al profesor nuestras exigencias y el aumento que se requiere para los técnicos superiores y los que tienen doctorado, en función de eso nosotros no vamos a entrar a las aulas de clases hasta que se nos dé respuesta definitiva", advirtió.

Los estudiantes se alzaron a las puertas de la fundación
Baños en mal estado
Efectivos de la GNB se apersonaron al lugar
El sistema eléctrico funciona a medias
Mariana Moncine
José Rivas
Darwin Rodríguez
Profesora Ana Velásquez
Director: Omar Jiménez



 Publicidad
 Twitter
 Publicidad