thumb
 23/09/2018

Titulares:

$ 40.000 negociados en primera subasta de nuevo sistema cambiario en Venezuela

A A

Poco más de 40.000 dólares fueron negociados este miércoles en la primera subasta del nuevo sistema cambiario lanzado en Venezuela, informó el Banco Central un día después de formalizar una devaluación de 96% del bolívar, la moneda local.


Según analistas, el bajo monto es una señal de que las pujas serán incapaces de frenar el mercado negro de divisas, dominante en la golpeada economía venezolana, con hiperinflación proyectada en 1.000.000% por el FMI para 2018 y escasez de alimentos, medicinas y bienes básicos.


Sin embargo, el presidente Nicolás Maduro consideró exitoso el arranque. "La política cambiaria nueva es para derrotar y vencer el cambio falso y criminal", dijo en cadena de radio y televisión.


Siete empresas y 85 particulares transaron 40.841,94 dólares en la subasta, de acuerdo con un listado difundido por el Sistema de Divisas de Tipo de Cambio Complementario Flotante de Mercado (DICOM), con una tasa de 69,94 bolívares por euro (60,2 bolívares por dólar).


A raíz de las sanciones de Estados Unidos contra Venezuela y la estatal petrolera PDVSA, el Banco Central usa el euro como referencia cambiaria.


Luego de la entrada en vigencia de nuevos billetes que restaron cinco ceros a la moneda, el punto de partida de la subasta era de 60 bolívares por dólar.


La tasa había saltado, bajo las viejas denominaciones, de 248.000 a 6.000.000.


"Viendo los resultados de la subasta del DICOM (...) tenemos en frente otro esquema inoperante que poco puede hacer para la estabilidad del mercado cambiario. El mercado paralelo seguirá gozando de buena salud", apuntó Asdrúbal Oliveros, director de la firma Ecoanalítica.


El nuevo sistema es parte de un programa de reformas de Maduro que incluye además un aumento salarial de más de 3.400% y alzas de impuestos y de la gasolina.


En la última subasta con el anterior esquema se habían negociado 220.000 dólares, y una antes, 880.000.


Tras la derogación de una ley que castigaba con multas y cárcel de hasta 15 años a quienes transaran divisas fuera del férreo control cambiario vigente desde 2003, el gobierno autorizó operaciones entre privados.


Las subastas se reanudaron con divisas del sector privado, sin asignaciones estatales. La oferta no tiene límites, pero sí la compra: 400.000 dólares mensuales para empresas y 500 para personas naturales.


El dólar negro se disparó en los últimos días, aunque la brecha de cotizaciones entre el mercado formal y el paralelo, donde la tasa oficial se llegó a multiplicar por 30, se cerró tras la macrodevaluación.


"No queda claro si los sismos son naturales o es el mercado paralelo", ironizó el economista Luis Oliveros, refiriéndose a un terremoto de 7,3 de magnitud que sacudió Venezuela el martes, sin dejar víctimas.


 Publicidad
 Twitter
 Publicidad